trabajo hibrido

En qué consiste el trabajo híbrido

A raíz de la pandemia, algunas modalidades de trabajo llegaron y otras, que ya se practicaban, dejaron de verse como algo exótico. El trabajo híbrido se ha convertido en la nueva normalidad de muchas empresas y trabajadores. En 2020 un elevado número de empresas tuvo que recurrir al teletrabajo para continuar prestando sus servicios. Ya en 2022 son muchos los trabajadores que realizan su labor combinando el teletrabajo y el trabajo presencial, hablamos de trabajo híbrido.

¿Qué es el trabajo híbrido?

El trabajo híbrido consiste en una combinación de rasgos del trabajo presencial en una oficina o empresa y el trabajo remoto, realizado normalmente desde casa. Las empresas que apuestan por este modelo, cuentan con empleados que trabajan en la oficina durante parte de la semana o de su jornada laboral, y el resto trabajan desde casa, bien sean días u horas.

Este modelo laboral se ha convertido en una opción habitual, es práctico para empresas que no terminan de animarse a confiar en el teletrabajo de forma completa. Tiene muchas ventajas ya que permite reducir el aforo de la oficina y a los trabajadores les da flexibilidad para compaginar su vida laboral y personal.

Ventajas y desventajas del trabajo híbrido

Lo que para algunos es perfecto, para otros resulta un caos. El teletrabajo es positivo para personas con alta disciplina y capacidad de orden. Otras, sin embargo, prefieren acudir a la oficina porque se distraen o porque el ambiente les impide concentrarse en sus tareas. Pero lo cierto es que resulta una opción ideal para empresa y trabajador, aunque como todo tiene sus ventajas y desventajas, vamos a verlas.

Ventajas

  • Es posible optimizar los costes. Al disminuir el número de trabajadores que van a la oficina a diario, también disminuyen los gastos que se genera en los equipos o mobiliarios en los que la empresa debe invertir.
  • Los trabajadores pueden organizar y gestionar su tiempo de la forma que les parezca mejor, lo cual aumenta su productividad.
  • Al ser un modelo flexible, puede adaptarse a las preferencias de los empleados.
  • El trabajo híbrido contribuye a la mejora de la relación del trabajador con la empresa, por lo que aumenta su motivación.

Desventajas

No todos los trabajadores son partidarios del trabajo híbrido. Los cambios son complicados para algunas personas así que estas son algunas desventajas que las empresas ven este modelo laboral:

  • Es más complicado para algunos trabajadores poder participar en actos que sólo se pueden realizar en la oficina, lo que conlleva una pérdida de socialización.
  • La gestión de las tareas y recursos puede resultar más difícil, sobre todo si la empresa no cuenta con las herramientas adecuadas.
  • Un gran número de trabajadores realizan pocos descansos cuando están en casa y aumentan las horas de trabajo. Este comportamiento se traduce en cansancio y desmotivación.

La pandemia demostró que el trabajo en remoto aumenta la productividad

Cuando en 2020 muchas pequeñas y grandes empresas tuvieron que improvisar para que el trabajo saliera adelante, el resultado fue satisfactorio. Las empresas confiaron en sus plantillas y los trabajadores cumplieron con sus obligaciones en un escenario diferente. Solo una minoría ya contaba con esta opción para sus empleados, y confirmaron que era una buena elección.

Las empresas que no cuentan con una infraestructura para que parte del trabajo se pueda realizar desde casa, pierden la oportunidad de subirse al carro de este nuevo modelo laboral. Obviamente en todos los sectores no es factible el trabajo híbrido, pero quienes observaron que la productividad no bajó durante la pandemia, pueden gestionar sus departamentos de nuevas maneras para mantener y maximizar esas ventajas a largo plazo.

El trabajo en remoto tenía un estigma, pero se esfumó cuando la pandemia apareció en escena. Tanto empresarios como trabajadores han podido confirmar que el compromiso con la empresa no decae, aunque no se acuda de manera física todos los días. De hecho, el trabajo híbrido resulta atractivo para los trabajadores por lo que su lealtad y profesionalidad están a salvo.

El modelo híbrido y el equilibrio de la carga de trabajo

La buena organización encuentra en el modelo híbrido una flexibilidad que conlleva unos horarios adecuados entre los trabajadores, lo que les permite ampliar la jornada laboral sin tener que añadir personal o abrir oficinas en diferentes ubicaciones.

Si una parte de los empleados comienza a trabajar temprano desde casa pueden trabajar en un proyecto y pasarlo a los miembros de otro equipo. No importa desde dónde se trabaje si se cumple con el horario y los plazos de entrega. Es una manera de optimizar los recursos. 

El trabajo híbrido supone en muchos casos centrase en sacar adelante tareas que benefician la productividad. Por el contrario, un trabajador que se ve obligado a asistir a reuniones largas de manera presencial, está perdiendo tiempo para dedicarlo a tareas que conviene concluir.

En definitiva, el trabajo híbrido gana espacio en el mercado laboral y genera confianza entre algunos empresarios que han decidido seguir con este modelo dos años después del inicio de la pandemia. ¿Qué te parece el trabajo híbrido?

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram

Por qué es tan importante la formación de los empleados

¿Te planteas cambiar de trabajo? Mira estas recomendaciones

¿Quieres estar al día?

Suscríbete a nuestra newsletter y no te pierdas las últimas novedades de nuestro blog.

Categorías